VIAJES (E.E.U.U)

Mi primer viaje fuera de estas tierras fué el de EE.UU.

No era precisamente mi gran ilusión, pero Nueva York fué el primer destino para unas vacaciones. 

Justo un año después del terrible 11-S

Qué gran ciudad y qué gente¡¡ Sorprende ver esos lugares tantas veces recreados en el cine y estar allí viviendolo

Estar  en la esquina  del edificio Dakota, tristemente conocido. 

El Metropolitan Museum, admirar tanta historia, tanta obra de arte....., los pelos se me pusieron de punta cuando entré en la sala de los pintores impresionistas, no me esperaba encontrar allí a mis admirados Van Gogh. Cezanne, Renoir...... ese día fué especial.

No tengo palabras para describir bien y hacer llegar mis sensaciones. 

Entrar en Tyfanni´s donde Audrey Hepburn soñaba en Desayuno con Diamantes, lucir algun que otro de sus collares o pulseras.

Ir en un barco fuera borda con fondo musical de Queen a toda marcha, empapándonos de agua, rodeando la estatua de la Libertad.

Ese año por razones de seguridad, no se podía subir a la estatua. 

Pasear por Wall Street, meterte en edificios donde no te permitian ni hacer fotos, pero las hicimos. 

Subir dos veces al Empire State, una de dia y otra de noche, con unas colas enormes, pues habían tenido un apagón el día anterior de la primera visita y eso no facilitaba el acceso, no obstante, tuve una de esas experiencias mil vistas en las películas y fué la de observar esa gran ciudad desde esa gran altura y otra no menos interesante fué la de entrar en una sala donde proyectaban una visión de la ciudad a vista de helicóptero, que te pasaba por entre los rascacielos, te metían en Central Park y hacían que tuvieramos unas sensaciones extraordinarias. 

Pasear por el Puente de Brooklyn.

Estar paseando por Time Square de día o de noche con todas esas luces e información constante. 

Ir a ver Cabaret, visitar el edificio de Radio City...... y lo más que me llamó la atención fué la Central Station. 

Por fín ver esa plaza donde en todas las películas, se ve gente patinando, en invierno claro, en verano descubres otra plaza inmensa, entre esos edificios grandiosos....

La parte triste fué  ir a la zona del desastre y ver tantas listas de nombres de los fallecidos en el 11-S y a su vez a familias abrazadas, llorando a sus seres queridos.

También tuve la misma situación cuando entramos en el Museo de Cera, magnificas copias de los personajes públicos, políticos, actores, escritores, etc., más cuando ya se estaba acabando el recorrido, vi a Woody Allen tal y como si estuviera en persona, sentado en una silla de una terraza de cafetería y ciertamente me gustó. 

Ya saliendo, se pasaba por una sala donde se había hecho una recreación de la zona "0" y allí había personas llorando y sufriendo por las gentes desaparecidas allí. 

Después de una semana allí, nos fuimos a Washington y esa Ciudad os la contaré....., más adelante. 

 

 Espero volver a New York, pero primero me queda mucho mundo que recorrer y que admirar.