La Haya, el árbol de la paz.
LLeno de mensajes con deseos de paz en todos los idiomas

Colonia y su catedral

Amberes

TIPOS DE VIAJES

Como ya sabeis los que más o menos leeis mis historias, viajo con mucha frecuencia, a distintos lugares y de distintas maneras.

Últimamente han sido viajes organizados en grupos con la Comunidad de Madrid y la más reciente, con el Imserso.

La consecuencia es que está claro que en este tipo de grupos salen los viajes más económicos pero tambien son abrumadores, no obstante visitas una cantidad de lugares que seguro que individualmente no los haría.

El primero de todos fué a Polonía y salvo la visita al campo de concentración de Auschwitz, donde no fuí capaz de entrar, todo fué bien, con tiempo libre que nos permitía dedicarnos a pasear la ciudad donde estuvieramos, paladearla.

El siguiente viaje fué a los Paises Bálticos, otro viaje que también resultó bastante confortante,  y reitero que seguramente era por poder tener ese tiempo disponible para pasear a tu antojo.

El tercero fueron París y los Paises Bajos. Ahí si que fué agobiante. Con diferencia de París donde dispusimos de más tiempo libre al no ir a las excursiones que la empresa contrataba, el resto fué de poco sabor, viajar mucho, parar en muchas ciudades pero sin tiempo apenas para poder recrearte o pararte en esas catedrales y embelesarte con sus obras pictóricas o esculturas.

Y Amsterdam? Visita guiada en el autocar, con lo que no te pateas la ciudad, parar en granjas o sitios más o menos pintorescos, pero pasear por Amsterdam, nada de nada. O te apuntabas a la visita previo pago que organizaban o te llevaban al hotel y ahí te pudras. Por lo tanto no visitamos Amsterdam. 

Bruselas, más o menos lo mismo, pero ahi si pudimos por lo menos visitar la Grand Place de noche y eso sí que me gustó.

Brujas, La Haya, Colonia, todo visita relámpago, con lo que al final determinas que te has pegado una paliza de narices en el autocar pero en concreto......ves, pero no disfrutas. 

El último viaje ha sido a Palma de Mallorca y ese sí que resultó genial, solo fuimos con un grupo a visitar las cuevas del Drach y Manacor, el resto fué en plan individual, con nuestros viajes en las lineas regulares para ver esos lugares encantadores, a nuestro aire.

Próximamente profundizaré algo más en cada sitio que me merezca la pena destacar. 

Además están esos "paseos" por otros lugares dentro de nuestro precioso país que ya voy contando en otros momentos.